miércoles, 16 de octubre de 2013

LA VIDA SECRETA DE JESÚS. LO QUE LA IGLESIA NO CONTÓ

Hoy recomendamos un libro de Mariano F. Urresti (español, licenciado en historia y novelista): La Vida Secreta de Jesús de Nazaret (Edaf, 2005).
  En esta obra, escrita en un estilo muy atractivo, el autor nos  hace detener en cada una de las teorías que se han elaborado luego de tantos años de tratar de entender quién fue este personaje, a todas luces maravilloso, si es que existió realmente (están quienes lo niegan tajantemente, reclamando pruebas más sólidas). Urresti  se alía con los que creen en la influencia de los misterios y doctrinas del antiguo Egipto en el aprendizaje juvenil del futuro rabí y nos muestra las increíbles diferencias, contradicciones y mentiras entre los evangelios canónicos. No faltan en el libro, la trama sobre los famosos Rollos del mar Muerto, los enigmáticos esenios y las tradiciones que nos hablan de su relación con Maria Magdalena y su posible descendencia. Un detalle muy interesante, es la idea de que los discípulos más importantes del galileo son los menos nombrados en los evangelios, los que se mantienen en la sombra.
 Un libro excelente, donde el autor nos dice que "es la fe la que debe acudir en ayuda de cada cual para confeccionar en retazos la biografía que todos conocemos"
 Y para finalizar esta breve reseña, nuevamente Urresti con estas certeras palabras:
Jamás hubo hombre tan importante, pues de él se dice que era el Hijo de Dios, con biografía peor escrita. Y parece imposible que tal cosa ocurriera siendo todo ello plandivino, puesto que Jesús llegó a este mundo para redimirnos del pecado. No obstante, la estrategia nos confunde, puesto que el plan consistió en dejarse morir de un modo cruel.
 En cuanto al resultado de aquel proyecto celestial, ¿qué podemos decir? Basta mirar a nuestro alrededor. Antes de Jesús había existido la crueldad, la guerra, el hambre, pero también el amor, la filosofía y el arte. Después de Jesús, ¿ha desaparecido alguna de esas miserias y grandezas humanas?



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada